domingo, 12 de diciembre de 2010

INVIERNO

Photobucket
CAPITULO III: Cabos

Me pasee por la habitación tratando de encontrar algo que me inspirar en una mentira, pero la única que hallaba, era lo poco o nada que reflejaba el cuarto de mi personalidad.

Para empezar, el color rosa de las paredes, odiaba ese color desde que tuve razón, pero para mi madre era la representación de algo que añoraba o decía no existir en mi...pff, igual algún día los convertiré en azules.

No me podía concentrar y eso me estaba frustrando demasiado, me tire en la cama mirando al techo.

-Que hago, ¡que hago!- dije a voz en grito, tapándome con una almohada la cara.

Me levante y me senté en el borde de la cama hundiendo mi rostro entre las rodillas, luego me volví a poner en pie y revolotee mi largo cabello castaño.

-Tomare una ducha...si, seguro eso me ayudara, y sino, pues...-recorrí con la mirada toda la habitación- arreglare todo, este ...chiquero....

Tome la ducha y me sentí mas relajada, pero aun así, no obtuve mi mentira; me vestí, peine y quede mirando mi blanquecino rostro en el espejo del tocador, no había notado lo cansada que se me notaba hasta ese momento.

-Y si...tan solo me fuera...ya tengo 18 y medio, ademas....-note la inesperada mueca de dolor que se formo en mi rostro- no pasare de este invierno aquí.

Sentí un leve escalofrio en el cuerpo y crei imaginar como seria la vida de mi madre sin mi.

-Ya no tendrá que preocuparse...

Recordé cuando llegue de la mano de Rita a esta casa, tenia apenas 4 años. Ella radiaba de alegría de tener a una nueva hija y Dulce Maria, 8 años mayor que yo, asediaba mi paciencia para alcanzar mis limites; aun no entiendo porque le caí tan mal....

Derrepente me sentí mas aliviada, al parecer mi conciencia, había decidido escapar de su responsabilidad.

-A desayunar!
-Demonios!...- olvide que aun no había probado bocado de no ser por la voz de Dulce llamando a desayunar- Y ahora....- de echo Rita y Dulce no iban a desaprovechar la oportunidad para asediarme con sus preguntas, ademas si no bajaba .., pues de echo me iría peor.

Me arme de valor y decidí bajar a la cocina, mientras podía oír, en el trayecto del camino, las voces de Rita y Dulce, en al parecer, una muy poca fluida conversación.
Al llegar frente a la puerta vaivén de la cocina, ahora cerrada, me quede parada un momento y respire hondo.

-De acuerdo- dije en un susurro- a lo que venga...

Empuje la puerta para entrar en una  amplia e iluminada habitacion que hacia a la vez de comedor y cocina, con paredes color crema, largas vitrinas y modernos electrodomésticos, todos ellos, platinados.
Rita se hallaba frente a una vitrina pasando café y Dulce Maria, hurgando en la refrigeradora; ambas pararon su conversación al verme entrar.

-¿Tomaras café o leche?- Rita rompió el incomodo mutismo en que nos encontrábamos, pero a diferencia de otras veces, ella no me miro al hablar, ni parecía querer hacerlo.

-... Café- respondí mecánicamente y luego el mutismo volvió , yo no sabia si sentarme o continuar de pie en el mismo lugar, hasta que vi que Rita me hacia una señal con la mano para que tomara la taza que había terminado de llenar con café, mientras tomaba ella otra taza de la vitrina para servirse de nuevo.

-Gracias- dije al tiempo en que tomaba la taza y me iba a sentar al comedor ovalado,  en medio de la cocina, que Tom, mi padre, había comprado, cuando de una manera sorprendente logre romper de un puñetazo el anterior comedor en un arranque de furia, fue algo bastante raro..., a mi madre no le gusta hablar de eso, pero Tom, trato de defenderme alegando que ese comedor ya había estado viejo y de seguro apolillado.
A Dulce, ese acontecimiento no le cuadro, y desde entonces me volví en su obsesión, ya que no me deja en paz desde entonces tratando de averiguar que es lo que sucedió, algo que también he tratado de averiguar ya desde hace 3 años, cuando sucedió todo.

Tome asiento y espere a que Rita y Dulce también se sentaran. Mire el reloj de casualidad, eran las 10 am.

-Y bien hermanita, que te cuentas- pregunto Dulce, tomando asiento junto con Rita.

Trate de sonreír o parecer despreocupada.

-Mmm, pues nada..., nada interesante...-tome un sorbo de café.
-¿Estas saliendo con el viajero?- esta vez Dulce me miro con interés y malicia en los ojos, mientras yo casi me atoraba con otro sorbo de café.
-No,es solo un amigo- trague saliva, mientras movía los ojos nerviosamente.
-¿Y a que vino?- Rita hizo su pregunta, pero tampoco me miro al formularla.
-Quería que ...lo acompañara a la biblioteca- pero que estupidez!, desde cuando tu vas a la biblioteca!- es que..., quedo con un amigo de encontrarse allá y .. quería saber como llegar- tome otro sorbo de café tan aprisa que casi me volví a atorar.
-¿Tan temprano?- Rita seguía sin mirarme, y  pues... tampoco la convencí... a quien quería engañar era pésima mintiendo.
-Si, es que... luego de encontrarse...iban a ir a otro lugar, por eso necesitaban verse temprano..
-¿Y como se llama tu "amigo"?- Dulce no iba a perder tiempo y yo me estaba asustando.
-Jared
-Jared...mm, interesante...
-¿Interesante?
-Si, se habla mucho de el sabes...

Tome otro sorbo y acabe el café, no quería estar ahí, solo quería desaparecer.
-Y me diras, ¿que hiciste ayer?- Rita corto el comentario de Dulce, pero...¿porque no me miraba?
-Fui a una fiesta...los invitados llegaron bastante tarde y ...
-¿Y por eso legaste gritando?

¿Gritando?, llegue... ¿gritando?, no recordaba nada de eso...

-Mmm, tal vez.... estaba mariada..
-¿Y por eso gritabas y llorabas de esa forma?- Rita me miro, parecía que iba a llorar, sus ojos estaban llenos de angustia-¡Emma!, creí... creí- no termino su frase, pero sentí mi respiración agitada y me sentí asustada. Trate de recordar, pero tan solo se me venia la imagen de Jared a la mente. 
-Mama, creo que tome demasiado y de seguro...
-Ja!- Rita apoyo los codos en la mesa y se tapo la cara con ambas manos- Si, claro, no recuerdas nada ¿verdad Emma?...y porque tuviste que cerrar la puerta de tu habitación con seguro, ¿acaso querías volverme loca?

Espera, espera, estaba demasiado confundida y no recordaba nada.

-¿No te estarás drogando con tu amigo?- Dulce Maria metió su pico.
-No...- no sabia que responder, me dolía la cabeza y sentía ganas de estrangular a Dulce, mientras trataba de recordar,.. tenia un sabor amargo en la boca y no dejaba de pensar en aquella noche, ¿que sucedió, ¿porque mi madre dice que regrese gritando?, ¿porque no recuerdo nada?, ¿donde estuvo Jared?, la cabeza me explotaba y sentí que mi cuerpo temblaba; la taza que tenia entre las manos exploto en mil pedazos, al igual que las tazas de Rita y Dulce, quienes me miraban horrorizadas mientras yo me levantaba y salia corriendo a casa de Emmet. Tenia que hablar con Jared, ¿que me paso?, ¿por eso Jared me vino a buscar tan temprano?, ¿ quería decirme algo?. Estaba muy confundida y asustada, ahora era yo quien urgía en busca de una respuesta.



Si les gusto, dejen su comentario, solo así seguire con este proyecto.
Gracias por leerlo!

5 comentarios:

  1. Oh, estuvo de lo más interesante... ¿Qué es lo que ocurrió? Decinos, necesito saber! Me dejaste re enganchada con la historia, así que espero ver más muy pronto... Hay que ver qué es lo que pasó con ella y Jared...

    ResponderEliminar
  2. *__* me encanto!! aunque me dejo con miles de dudas!! publica pronto!! por fiss!! que me quee con ganas de mas!!!! besos

    ResponderEliminar
  3. Hola!!
    Me pasaba por tu blog, por que vi tu direccion en el blog de luciana, me pasé y guao!! Me e parado a leer un rato y me gusta lo que escribis y el modo que tienes de hacerlo! Vales mucho ;) Publica pronto!!

    Antes de despedirme, Te sigoo ;)

    Besos, Tu nueva Seguidora

    Jessica


    PD. Te dejo miu blog, si quieres pasate : http://cyaniayjessica.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. hye genial la historia gua espero que publiques la otra parte rapido porque esta interesante esa historia jajaja sobre todo que ella no recuerda nada ok tu amigo gerber que te conoce por mensajes bye

    ResponderEliminar
  5. te ha quedado genial!!!
    pero estoy un tamto confundida, porque, segun entendí emma es adoptada, y con el accidente del comedor y ñas tazas no hay otra explicación de un poder o algo así. y además me muero de la intriga!!! q pasó la noche anterior!! me como las uñas jeje
    Besitos, publica pronto y pasate x mi blog tengo un nuevo capítulo de luz de luna ♥ ya te sigo =)

    ResponderEliminar